translation
Evangelismo - Oración por los misioneros de campo
 

Estudios bíblicos

Evangelismo y discipulado

 

 

Oración por los misioneros de campo

COMENTARIOS

 

Autor:

Hno. Miguel Ángel Moreno Montoro

Administrador





 


UN CLAMOR DEL NUEVO TESTAMENTO

 

Santiago, en su epístola universal, dedica una buena parte del final de su carta (capítulo 5)  a hablar de la importancia de la oración y de la relación que esta tiene en los procesos de sanidad física, y su recomendación mantiene una impresionante vigencia:

 

Confesaos vuestras ofensas unos a otros y orad unos por otros…

Santiago 5.16

 

Se convierte la oración en un instrumento que puede entre otras cosas “activar” el poder de Dios.

 

 

SI PENSAMOS EN LOS MISIONEROS

 

El apartado anterior nos puede dejar con una idea clara de la importancia que tiene la oración en todos los procesos espirituales de la vida del creyente y, cuando hablamos de los misioneros de campo, la oración cobra una importancia realmente relevante.

 

Para ver esta importancia, vamos a ver unas palabras que Pablo dirige a iglesia de Roma.

 

Pero os ruego, hermanos, por nuestro Señor Jesucristo y por el amor del Espíritu que me ayudéis orando por mí a Dios.

Santiago 5.16

 

A lo largo de todas sus epístolas, Pablo, cinco o seis veces hace el mismo ruego, el ruego de que la oración de los creyentes le acompañara en su ministerio que era un ministerio de misión de campo ya que, todos sabemos que el apóstol Pablo dejó su entorno de vida para poder ir a predicar donde la palabra de Dios no había sido sembrada.

 

A todo lo largo de la palabra de Dios, vemos muchas cosas que la oración puede hacer. El clamor de los hijos de Dios se convierte en un vehículo para que nuestra fe, haga que la voluntad de Dios se manifieste por lo que, no debemos de olvidar que, quienes predican la Palabra requieren de quién les esté abriendo las puertas con sus oraciones.

 

Las almas de los incrédulos en el campo misionero se ganan por la acción de quiénes llegan a ellos y por la acción de quiénes oran por estos. Las misiones si bien se llevan a cabo por medio de los recursos económicos que proveen los materiales necesarios para el trabajo, todos los impedimentos espirituales de parte del enemigo (Efesios 6.12) solo pueden ser vencidos por medio de armas espirituales. Vistamos las armas de la luz (Romanos 13.12) a favor del campo misionero y hagamos las oraciones necesarias para que las almas sean alcanzadas.

 

 

 


COMENTARIOS