Herramienta de traducción gratuita de páginas web
by free-website-translation.com Apologética - Contradicciones
 

Contradicciones

Evangelios

Los tres días en la tumba

 

Responde:

Hno. Miguel Montoro

Administrador



 


CONTRADICCIÓN. Se cree que Cristo muere un día viernes por la tarde y resucita un domingo muy de mañana (Juan 20.1). Esto implicaría que estuvo en la tumba ¡menos de dos días! Por otra parte durante su ministerio, Jesús dijo en Mateo 12.40 que estaría en el vientre de la tierra por tres días literales. Esto parece una obvia contradicción. ¿Como puede explicarse?

 

RESPUESTA. Jesús, de acuerdo a su propia declaración citada arriba, tenía que estar por lo menos 72 horas (3 días de 24 horas) para poder cumplir con la señal del profeta Jonás, pero no más de 72 horas porque ya no serían los tres días literales que el enseño y creemos que así sucedió exactamente.

 

Tenemos que centrarnos en determinar el momento en que Cristo fue sepultado puesto que por lógica, debió resucitar exactamente setenta y dos horas después, ni un minuto más, ni un minuto menos. De la lectura del texto bíblico, entendemos que Cristo es sepultado el día de la resurrección (tradicionalmente viernes) al atardecer (Juan 19.42, Marcos 15.42). lo que significa que debió resucitar 72 horas después por la tarde. Todos los registros bíblicos afirman que cuando la primer gente llegó a la tumba la encontraron vacía, no se dos dice que las primeras personas llegaron a presencia la resurrección, lo que quiere decir que no hay problema en afirmar que la resurrección fue por la tarde.

 

Ahora bien, una estancia de tres días literales en la tumba podría cumplirse si Cristo hubiera muerto un día miércoles por la tarde para resucitar un sábado por la tarde y ser hallado el domingo por la mañana porque se infiere que durante el sábado antes de sus apariciones sus seguidores estaban guardando el sábado.

 

¿Existe información para sustentar esta tesis?

 

La Biblia nunca dice que fue muerte y sepultado en viernes sino que lo fue "antes del sábado". Se debe tomar en cuenta que, existía en la ley no solo un día de reposo. Se guardaban todos los sábados de cada semana pero existía un día de reposo anual que se añadía una vez al año por lo que, una vez al año había dos días de reposo que se observaban. Juan 19.31 deja ver que Jesús es muerto antes de la celebración del sábado anual que el año de su muerte cayó en un día Jueves.

 

Con este dato, la cronología de la pasión queda así:

 

Miércoles. Día de preparación para el reposo anual. Jesús es muerto y enterrado.

Jueves. Se guarda el sábado anual. Se asegura la tumba.

Viernes. Día laboral, se prepara la celebración del reposo semanal

Sábado. Reposo semanal. Jesús resucita por la tarde.

Domingo. Realiza por la mañana la primeras apariciones a sus seguidores.